Crear un negocio con una app - Bluumi, crea apps iOS y Android

Cómo crear un negocio con una app

Cómo crear un negocio con una app

Crear un negocio con una app es algo que no todos consiguen. Durante los últimos años todos hemos visto como nacían nuevos negocios que basaban su modelo en el desarrollo de una aplicación móvil. Hoy en día el desarrollo de apps se ha democratizado y es muy fácil conseguir una aplicación propia para tu empresa. Sin embargo, la app es solo el canal y debe tener una buena estrategia de negocio que la respalde.

Hoy nos centraremos en crear un negocio con una app. Según los últimos estudios, las apps más descargadas por categorías son las de mensajería, seguidas de las redes sociales y los videojuegos. Existen una gran variedad de aplicaciones capaces de llevar a cabo casi cualquier tarea, pero esto no quiere decir que el mercado esté completo. Los usuarios siempre necesitan nuevas apps que les ayuden en su día a día. Todavía se puede avanzar mucho en este mercado. Además, la irrupción de los smartwatches y las Smart TV son nuevas oportunidades de seguir desarrollando apps.

Además, de media, pasamos entre tres y cinco horas usando nuestros smartphones, muy expuestos a las apps. Por esto, conviene tener claro las posibilidades de negocio que esto implica. Pero, como en cualquier otro negocio, deberás concentrarte en el proceso de comercialización de la app y dejar los detalles técnicos a los expertos.

Cómo crear un negocio basado en una app en 10 pasos

1.La idea.

2.La investigación de mercado: solo conociendo el mercado y las necesidades de los usuarios podrás acercarte a la idea para explotar el desarrollo de una app. Deberías comenzar por comprender el sector en el que vas a trabajar. Quizás esta sea la parte más complicada, pero te llevará a lo que quieres crear. Investiga historias de éxito y fracasos. Y, por supuesto, nunca olvides a tu público objetivo: lo que le mueve y motiva, lo que echan de menos en su día a día y como una app puede ayudarlos a solucionar esa falta.

3.Elección de plataforma: iOS o Android. Google Play sigue siendo el líder de descargas anuales, aunque Apple App Store le sigue muy de cerca.

4.Desarrollo de aplicaciones: una vez elegido el tipo de aplicación, es hora de buscar un buen equipo de desarrollo de aplicaciones móviles. Dependiendo de tus objetivos, necesitaras varios programadores, diseñadores gráficos, redactores e incluso fotógrafos. La clave es encontrar un equipo con el que trabajar a largo plazo.

Si tu objetivo es crear un negocio con una app serio y duradero, necesitarás trabajar con una empresa de desarrollo. En Bluumi contamos con un equipo que desarrollará tu idea y te ofrecerá asesoría técnica y comercial. Además, si planeas crear una aplicación móvil realmente grande, necesitarás garantías y sólo una empresa líder en el sector puede ofrecértelo.

5.Plan de negocio: o cómo monetizar la idea. Aquí deberás incluir todo lo que sea conveniente para el desarrollo de la empresa, a nivel táctico y estratégico. Comienza marcando objetivos a corto plazo, para pasar progresivamente a otros más lejanos. El negocio de las app es muy competitivo, por lo que no es recomendable lanzarse sin una estrategia específica. El plan de negocio no tiene por qué ser excesivamente detallado, pero si preciso para saber cuáles son las líneas a seguir en cada fase. Además, deberás incluir información sobre los gastos y la forma de monetizar el negocio.

6.La inversión: depende el tipo de app, pero no es descabellado buscar inversión. Hay diferentes maneras: desde invertir tu propio dinero a pedir un préstamo o hacer uso de plataformas de crowdfunding. Otra opción es acudir a subvenciones del gobierno o acudir a incubadoras de empresas. En Bluumi tenemos la nuestra propia.

7.Prototipo y pruebas: no es recomendable sumergirse en el mercado de apps móviles con una lista al 100%. Generalmente, se suelen necesitar al menos dos meses para crear una aplicación. Para un producto completamente desarrollado este período puede ser de hasta seis meses. Los prototipos son esenciales para testearlos, probarlos de mil maneras diferentes y con usuarios de todo tipo. La mejor opción es crear un prototipo interactivo, que funcione como una prueba de uso para la app. Éste ofrecerá información suficiente para seguir desarrollándola. Además, será de ayuda con los inversores, que podrán ver y probar la app.

8.Precios y monetización: no solo gastos e inversión, sino cómo recuperar ese dinero. Es fundamental pensar si se quiere hacer una aplicación de pago o gratuita. En el caso de optar por la segunda opción, hay varias formas de monetizarla. Puedes incluir anuncios dentro de tu app, integrar compras en la aplicación, vender productos de forma directa u ofrecer una versión pro con más funciones a cambio de un precio determinado. Es fundamental hacerlo de forma creativa, ya que actualmente los usuarios tienen acceso a una gran cantidad de aplicaciones gratuitas.

9.App marketing: una vez desarrollada la app, hay que darle difusión. En ese mercado, existe una gran competencia. Las redes sociales serán tus principales aliadas. Puedes crear una página oficial en Facebook, Instagram, YouTube o Twitter. Deberás estar en aquellos foros y redes en los que se mueva tu potencial público, y mantén un contacto continuo con tus suscriptores. Además, sería conveniente tener una web de referencia y un blog para dar difusión a tu app.

10.Las mejoras: el desarrollo de la app no termina con su lanzamiento. Las mejoras son las que darán sustento en el tiempo a la app, por lo que hay que estar en continuo desarrollo. La mayoría de las aplicaciones se usan intensamente sólo durante los primeros días y pocas superan los 2 meses. Por esto se hace un buen producto con mejoras que enamoren a los clientes, y esto se consigue trabajando de forma constante para impresionarlos. Por último, si la app prospera, no descartes necesidades mayores como un mejor servidor, agregar nuevas funcionalidades o cualquier otra mejora futura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.